Pulsera con canicas

Te vamos a enseñar a hacer unas bonitas pulseras con un retazo de tela y unas canicas viejas. Es muy fácil y queda monísimo para acompañar tu ropa de verano.

La bisutería es un complemento de la vestimenta imprescindible. Podemos hacernos nuestra propia bisutería con elementos que tenemos en casa y poco esfuerzo. En este caso, te contaremos cómo hacerte una pulsera con recortes de tela y canicas.

Materiales:

– recorte de tela estampada
– canicas, bolitas de madera, collares viejos y destartalados
– aguja e hilo
– tijera

Procedimiento:

Cortamos una tira de tela estampada de aproximadamente 35 x 6 cm y la extendemos sobre una mesa de trabajo.

Colocamos una canica en la parte central de la tela y la envolvemos con la tela, formando un rollo. Cosemos a ambos lados de la canica para que no se salga de su lugar. Luego introducimos una canica a la izquierda de la primera y cosemos. Hacemos lo mismo a la derecha. Y así hasta completar unos 15 cm, o el largo que cubra nuestra muñeca. También podemos atar la tela a los lados de las canicas en lugar de coserla.

Ahora cosemos los bordes de la tela restante a los costados, que es la que usaremos para atar la pulsera a la muñeca.

Si vamos a hacer nuestra pulsera con un collar viejo, cortamos un trozo de collar del largo apropiado para nuestra muñeca. Lo colocamos en la parte central de la tela y envolvemos bien ajustado. Luego atamos la tela a los lados de cada cuenta del collar y cosemos los extremos restantes.

Si la tela que utilizamos no se deshilacha, no necesitamos coser los extremos de la pulsera. También podemos reforzar los bordes de la tela con pegamento instantáneo.

Con esta técnica también podemos recuperar collares viejos y hacernos un bonito conjunto de collar y pulsera.

Incluso podemos usar esta técnica para hacer unas preciosas correas de carteras artesanales o una vincha para el pelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *