Cómo hacer un muñeco de nieve en lana

Aprende de una manera fácil cómo hacer un muñeco de nieve en lana.

Cómo hacer un muñeco de nieve en lana
Nada más hermoso que tener la casa toda adornada para la Navidad, es un detalle que alegra las tradicionales fiestas con un toque de color. Este momento de encuentro familiar puede ser mucho más bonito si le agregas algunos detalles muy personales, como este muñeco de nieve en lana que pueden hacer los más pequeños de la casa para decorar el hogar.

También puede ser un regalo bonito y personalizado, con el valor de que ha sido fabricado por los niños de la familia. Así que manos a la obra y aprendamos cómo hacer un muñeco de nieve de lana.

Materiales:

• lana blanca
• fieltro rojo
• hilo (negro, naranja y rojo)
• cinta de 1,5cm de ancho (blanca con lunares rojos)
• 6 discos de cartulina (de 3 tamaños diferentes, con un orificio en el centro)
• pistola encoladora
• tijera

Cómo hacer un muñeco de nieve en lana

Procedimiento:

Tomamos dos discos del mismo tamaño, los encimamos y los vamos forrando con la lana blanca, cuidando que no queden huecos, para hacer los pompones. Cuanta más lana utilicemos, más mullidos quedarán.

Una vez que los hayamos forrado de lana, cortamos en el borde exterior del disco, toda la lana, de modo que nos quede un manojo de lana. Ahora tomaremos una hebra de lana blanca para asegurar las hebras del pompón. Lo hacemos entre los dos discos, eso evitará que se deshaga. Una vez que lo hayas asegurado, retira los discos de cartulina y espónjalo bien hasta que quede bien bonito.

Con los otros discos repites el procedimiento y tendrás dos pompones más. De modo que te queden tres pompones blancos, el más pequeño para la cabeza y el más grande es la parte inferior del cuerpo.

Pega los tres pompones entre sí con el pegamento caliente, en orden de tamaño. Ya tienes el cuerpo del muñeco de nieve, ahora lo debes decorar.

Corta dos trozos de hilo negro del mismo tamaño y haz con ellos dos bolitas, amasándolos con los dedos húmedos. Estos serán los ojos. Pégalos con el pegamento en la cara.

Con un trozo más grande de hilo naranja, forma la nariz y pégala en el sitio correspondiente.

Corta tres trozos de hilo rojo y haz bolitas como las de los ojos. Estos serán los botones de la ropa del muñeco. Pégalos en su lugar.

Con el fieltro rojo hazle el gorro y pégaselo a la cabeza. Ahora sólo te falta la bufanda. Corta un trozo de la cinta blanca con lunarcitos y pégasela como bufanda.

Nos ha quedado hermoso, no? Y puedes hacer tantos como desees, para regalar o para adornar tu casa y el árbol navideño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *