Peces con piedras decorativas

Las piedras tienen toda clase de formas curiosas, podemos aprovecharlas para hacer pececitos con piedras decorativas y armarnos un acuario de lo más vistoso.

peces-con-piedras-decorativas

Las piedras decorativas pueden brindarnos formas insospechadas cuando las estudiamos bien. Hoy te enseñaremos a hacer peces con piedras decoradas, aunque podemos hacer casi cualquier cosa con piedras pintadas, todo está en la forma de la piedra.

Materiales:

– piedras de distintas formas (son preferibles los cantos rodados)
– pinturas de varios colores pueden ser acrílicos, témperas, cola vinílica de colores, etc.
plastilina azul
papel crepé azul
– pincel grueso y pincel fino
– papel blanco

Instrucciones:

Seleccionaremos piedras que nos recuerden a algún animal marino, como ballenas, pirañas, etc. Si deseamos hacer una ballena y otros peces, debemos cuidar que la ballena sea mucho más grande que el resto, para no perder la proporción. Es preferible elegir cantos rodados, ya que son piedras lisas y de formas más regulares que las otras. Además es más fácil pintar sobre su superficie.

Cuando tenemos elegidas nuestras piedras decorativas, elegimos los colores con que las pintaremos. Si deseamos, podemos pintarlos de colores divertidos, aunque no se parezcan a los reales. Para pintar es preferible utilizar acrílicos, ya que cuentan con tonos plateados y dorados, y hay muchos peces con esos colores. Además, tienen buen agarre sobre las piedras.

Por ejemplo, pintaremos una piraña con azul en el lomo, rojo en el vientre y rayas amarillas y verdes en medio y en la aleta dorsal. En blanco pintamos los ojos y la boca, a los que delineamos con negro. El centro del ojo podemos hacerlo negro o rojo. Le pintaremos además sus dientes. En negro para que resalten más.

La ballena podemos pintarla de gris o de negro y blanco, como a las orcas. Y le hacemos la boca y los ojos cómo a la piraña. Recuerda que las orcas tienen dientes, y las otras ballenas tienen barbas en su lugar.

Podemos agregar detalles en relieve para dar mayor realismo, podemos hacer dientes, aletas, ojos, con plastilina o goma eva, incluso con acetato de colores. Para los detalles usaremos pegamento de silicona, que es de buen agarre. Para la ballena podemos moldear un surtidor de agua y pegarlo sobre su lomo.

Según el tipo de piedras que hayamos elegido (planas o con volumen), armaremos un acuario o un mural con nuestros peces en piedras decorativas. Si las piedras tienen volumen, podemos hacer un acuario con un frasco de vidrio grande o una pecera vieja, o florero. Colocaremos en el fondo, un trozo de goma eva azul y sobre ella, algunos caracoles. Luego ubicaremos nuestros peces dentro.

Si las piedras elegidas fueron planas, haremos un mural con ellas. Usando el papel blanco de fondo y sobre él, pegaremos el papel crepé azul, como fondo del mar, y en él, ubicaremos nuestros peces. Podemos pintar el resto del paisaje marino si queremos con nuestras pinturas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *