Cómo hacer un juego de pesca para niños

Descubre cómo hacer un juego de pesca para niños y diviértete mucho.

Cómo hacer un juego de pesca para niños
Los juegos de agua son los favoritos de los niños, siempre están dispuestos a emprender una de estas actividades, por eso te hemos traído un divertido juego para hacer con los niños y luego jugar en familia. Aprende cómo hacer un juego de pesca para niños con muy pocos elementos y en poco tiempo.

Este juego tiene la ventaja de que puede jugarse dentro de casa o al aire libre y seguro que será una de las actividades favoritas del verano. Es muy fácil y pueden hacerlo los niños solitos o con ayuda de los papás.

Materiales para hacer un juego de pesca para niños

hojas de plástico de colores
hoja de papel blanco
rotulador y tijera
hilo plástico fino (o tanza)
perforadora
clips de metal
un palo o una vara
un imán pequeño
un cubo (balde)

Procedimiento para hacer un juego de pesca para niños

Vamos a ponernos manos a la obra. Lo primero que debes hacer es dibujar el contorno de un pez sobre una hoja de papel y recortarlo para usarlo como molde de tus pececitos. También puedes utilizar un dibujo impreso y recortarlo.

Dibuja los peces en las diferentes hojas de plástico de colores, utilizando tu molde y el rotulador. Recorta los peces con la tijera. Si prefieres, puedes dibujarles la boca, los ojos y escamas o dejarlos lisos.

Ahora tienes que perforar a la altura del ojo del pez, un orificio con la perforadora, para enganchar un clip en cada uno.

Ata un trozo de hilo plástico o tanza al palo y en el otro extremo ata el imán para pescar a los peces.

Coloca un poco de agua en el cubo y coloca en ella a los peces. Luego toma tu caña de pescar y mete el imán dentro del cubo a ver cuántos peces puedes atrapar. El jugador que más peces atrape será el ganador.

Si quieres, puedes hacer peces de diferentes tamaños y formas para que la pesca sea más emocionante.

Aprende a hacer un cuadro abstracto

Aprende a hacer un cuadro abstracto y diviértete mientras lo haces.

Aprende a hacer un cuadro abstracto

A todos los niños les gusta pintar, eso no es ninguna novedad, pero lo que tampoco es novedad, es que siempre terminan pintándose la ropa, cuando no, los muebles, paredes y pisos. Por eso, en esta ocasión hemos traído una manualidad para que los pequeños se diviertan pintando sin arruinar la casa.

Aprende cómo hacer un cuadro abstracto sin ensuciar tu ropa o tu hogar. Para esta manualidad necesitas muy pocos elementos y cuando la hayas terminado, podrás colgarla dónde en un sitio privilegiado en tu pared.

Materiales para hacer un cuadro abstracto

  • cartulina o lienzo
  • pinturas de colores (puede ser dáctilo pintura, témpera, pintura acrílica o similar)
  • pincel
  • un pote con agua
  • paño para limpiar el pincel

Procedimiento para hacer un cuadro abstracto

Elige primero los colores que quieres utilizar en tu cuadro, combínalos de manera armoniosa antes de comenzar.

Toma tu cartulina o lienzo y coloca pequeñas cantidades de cada pintura en diferentes partes del lienzo, como muestra la foto. Alternando con la pintura de colores, debes colocar toques de blanco en el centro del lienzo y en otras partes.

Ahora viene la parte divertida. Toma tu pincel y mójalo en el agua. Primero apoya el pincel sobre uno de los puntos de pintura blanca y llévala hacia uno de los puntos de colores. Hazlo lentamente de ida y de vuelta. Luego elige otro color y continúa moviendo el pincel hacia él.

Luego que hayas pintado dos o tres colores, limpia el pincel para quitarle la pintura y continúa con la pintura hasta que hayas extendido todas las manchas de color. Verás qué hermosa obra has logrado. Déjalo secar completamente y ya tendrás tu propia obra de arte para colgar en tu hogar.